21 enero, 2019 11:40


Advierten sobre «avivadas» a los inundados que quieren alquilar

Inquilinos particulares y algunas inmobiliarias suben sus pretensiones ante la necesidad de alquilar una casa. Piden que denuncien casos Con la problemática de las inundaciones instalada en Concordia, donde numerosas familias debieron abandonar sus viviendas, ahora se presentan algunas situaciones de abusos que se han replicado entre algunas personas que se manifestaron como víctimas. Si […]

Inquilinos particulares y algunas inmobiliarias suben sus pretensiones ante la necesidad de alquilar una casa. Piden que denuncien casos

creciente 2019

Con la problemática de las inundaciones instalada en Concordia, donde numerosas familias debieron abandonar sus viviendas, ahora se presentan algunas situaciones de abusos que se han replicado entre algunas personas que se manifestaron como víctimas.

Si bien en la ciudad existen varios centros de evacuados, como también hay quienes han recurrido a sus propias familias para sobrellevar este tiempo en el que estarán alejadas de sus hogares, hay muchas personas que han tomado la decisión de alquilar una vivienda.

Mucha gente que está padeciendo las inundaciones necesita arrendar un lugar para habitar durante este tiempo o galpones para poder dejar sus elementos, ya sea de la casa o del trabajo, pero se topa con inescrupulosos que se aprovechan de la necesidad de aquellos que tuvieron que evacuarse.

Algunos vecinos afectados manifestaron que los propietarios de viviendas y hasta algunas inmobiliarias de la ciudad ponen palos en la rueda, ya sea aumentando los precios o pretendiendo que el inquilino permanezca no menos de dos años alquilando dicho lugar.

El abogado Mariano Giampaolo contó: «Quizás sin la necesidad absoluta que se tiene ahora, en otras ocasiones alquilaban en un precio, pero en este momento piden sumas exorbitantes, ya que juegan con la necesidad de estas personas que no tienen más recursos que pagarlo, porque precisan de inmediato alquilar».

En diálogo con LT 15 Radio del Litoral, el profesional manifestó: «Lamentablemente las noticias que van recibiendo los ribereños les van marcando la urgencia con la que tienen que retirarse. Hemos detectado básicamente dos tipos de abusos, en los cuales tratamos de ayudar a los vecinos en lo mejor posible».

«Uno de los casos son los aumentos, hay propietarios titulares y algunas inmobiliarias que tienden al abuso respecto a los precios. Y lo segundo, considerado un abuso, la negativa de alquilar directamente, aún cuando los plazos de una inundación son muy cortos. Los contratos temporarios en el nuevo Código Civil y Comercial son totalmente posibles, con lo cual, la excusa de que no se puede alquilar por el corto plazo no es cierta», agregó.
En este marco, destacó que la negativa de un posible contrato de alquiler a corto plazo es infundada, y subrayó que están permitidos los contratos por un plazo determinado y son totalmente válidos. «Algunos le han llegado a decir que no pueden alquilarle por algunos meses y deben firmar contratos por dos años», comentó.

Asimismo, el profesional indicó: «El inquilino debe hacer valer su derecho, manifestando que está la posibilidad de alquilar. Y respecto a los precios, invitamos a los vecinos a que busquen varias opciones. Así como encontramos propietarios que se abusan por la posición de poseer un bien para alquilar, también están aquellas que de manera muy solidaria han mantenido los valores o han facilitado las condiciones para poder llegar a la celebración de un contrato de alquiler».

En el caso de detectar este tipo de maniobras que solo intentan perjudicar a quienes se ven afectados por la crecida, el abogado precisó: «En materia de alquileres existe, como en la mayoría de las cuestiones económicas, la ley de la oferta y la demanda lamentablemente, pero la denuncia a la oficina de la Defensa al Consumidor tanto municipal como provincial, es oportuna porque genera una audiencia, un antecedente que puede ser tenido en cuenta en futuras oportunidades».

Solidarios

Afortunadamente, estos no son los únicos casos, ya que también hay actitudes para resaltar, como las de los vecinos que entre si se ayudan dado que no quieren abandonar sus viviendas. Quienes cuentan con plantas superiores utilizan las mismas de depósito de sus propios elementos, como también de personas allegadas.

Claro que en esto casos son motivados por el no querer abandonar sus viviendas, por lo que permanecen en la parte alta para el resguardo de sus pertenencias ante la eventualidad de los robos que se han detectado. Uno de los malvivientes detenido fue visto por Prefectura cuando intentaba robar cableado de un baño de la costanera.