10 julio, 2016 01:01


QUIEREN A CRISTINA PROSCRIPTA Y PRESA PARA ACABAR CON EL PERONISMO

  Con una inquietante anecdota histórica y objetiva: “No se preocupe por Perón,  está terminado” de Sabatini a Frondizi, en octubre de 1945. La Corriente Causa Popular (Izquierda Nacional) marca una postura valiente y esclarecedora, los más ansiosos y menos escrupulosos inician una frenética dinámica de saltinbanquismo, traición y acomodo, mientras que la gran mayoría de los dirigentes mantiene una […]

 

Con una inquietante anecdota histórica y objetiva: “No se preocupe por Perón,  está terminado” de Sabatini a Frondizi, en octubre de 1945. La Corriente Causa Popular (Izquierda Nacional) marca una postura valiente y esclarecedora, los más ansiosos y menos escrupulosos inician una frenética dinámica de saltinbanquismo, traición y acomodo, mientras que la gran mayoría de los dirigentes mantiene una tensa y silenciosa espera.

El texto dada su fina pluma se reproduce textual y es acompañado de varias firmas.

Un gobierno compuesto por Ceo’s y abogados de grandes bancos y empresas extranjeras, que se autotitulan “apolíticos”, se filtraron en el poder con casi el 52% de los votos. Inmediatamente, toda la prensa del régimen y la mayoría del poder judicial se alineó junto al gobierno imperialista.

En los países semicoloniales, como lo son todos los suramericanos, los sistemas de propaganda y los dispositivos de cultura y difusión permanecen bajo control extranjero. Durante los últimos 12 años, la prensa internacional atacó diariamente al gobierno argentino, mientras la prensa local manipulaba a la opinión pública, dando como resultado que gran parte de la clase media de Buenos Aires, Córdoba y Mendoza se levantara en bloque contra el gobierno de Cristina y, atolondradamente, contra sus propios intereses.

Hoy, ya en el gobierno del Estado, el poder económico nacional e internacional, a través del macrismo, redobla la apuesta. Para que quede claro: el imperialismo interviene directamente en la política argentina y tiene a su servicio a los medios de comunicación masivos, a los partidos políticos y a los sectores interesados en la colonización nacional.

VIENEN POR CRISTINA PARA BORRAR AL PERONISMO

Ni la vieja Argentina oligárquica ni la nueva Argentina peronista logran vencerse en forma definitiva. El péndulo de revoluciones y contrarrevoluciones no se ha detenido. El imperialismo se ha encaramado nuevamente en el poder, no para enmendar las debilidades o errores de los gobiernos de Néstor o Cristina, sino para detener la marcha hacia una Nación libre, justa y soberana, Para ello necesita enlodar a la última gran presidente peronista en una campaña de denuncias de corrupción,  para, sin pausa, atacar al resto del peronismo. La batalla iniciada en 1955, que comenzó con el exilio y la proscripción de Perón durante 18 años, hoy se reanuda con renovados bríos.

La opción es clara: o se cierra filas en la defensa política, jurídica y en la calle de la ex presidenta o el conjunto del peronismo será destruído por un enemigo que no sabe de tregua.

LA DEFENSA IRRESTRICTA DE CRISTINA ES PARTE DE LA RECUPERACION

Con la fuerza incontenible de las causas justas rechazamos cualquier intención del gobierno imperialista de proscribir o llevar a la cárcel a la ex presidenta Cristina Fernández.  Si algunos jueces sensibles a los dictados del poder económico concentrado, representado por el presidente Mauricio Macri, avanzan contra quien forjó la dignidad del trabajo, la humanización del capital, eliminó desigualdades, levantó escuelas, hospitales y fábricas y  mejoró la vida de los obreros industriales y los peones rurales, será  el peronismo y sus aliados quienes deben ponerse a la cabeza del rechazo y de la movilización popular. Defender a Cristina es, no solo defender los últimos doce años de conquistas y avances, sino, sobre todo, comenzar a recuperar lo perdido por la derrota electoral.

El legado del 17 de octubre del 45 es el instrumento para retomar el proceso de liberación y dignidad nacionales. El peronismo  es el eje vertebrador de las fuerzas nacionales y populares para recobrar nuestra identidad.

El radical cordobés Amadeo Sabatini se equivocó en su pronóstico sobre el General Perón. Se equivocarán otra vez con Cristina y todos los caudillos populares sostenidos por el amor del pueblo.

NO TOQUEN A CRISTINA.

Bs. Aires, 1º de julio de 2016

Junta Nacional

Luis Gargiulo (Necochea), Eduardo González (Córdoba), Julio Fernández Baraibar (Cap. Fed.), Laura Rubio (Cap. Fed.), Victor Repetto (Santa Fé), Cacho Lezcano (GBA), Aldo Buffa (Bahía Blanca), Andrea Montenegro (Tucumán), Magdalena García Hernando (Cap. Fed.), Tuti Pereira (Santiago del Estero), Ricardo Franchini (Alta Gracia), Verónica Gargiulo (Tandil), Oscar Alvarado (Azul), Alfredo Cafferata (Mendoza), Liliana Lanzetti (San Cayetano), Omar Staltari (Bahía Blanca), Gabriel Claverí (Cnel. Dorrego), Oscar Vallejos (Zárate), Nora Bologna (Cap. Fed.), Ariel Mayo (Gran Bs. As), Julian Goya (Juventud), Juan Faggio (Cap. Fed.) y Horacio Cesarini (GBA), Entre otras