8 noviembre, 2016 19:39


Urribarri estuvo con Domínguez para hablar del futuro del PJ

El ex gobernador viajó a Buenos Aires. Coincidieron “en que el peronismo tiene asuntos sustanciales que hacen a su supervivencia como organización política nacional”. Sergio Urribarri estuvo con Julián Domínguez. Lo informó él mismo. Fue este lunes. Los temas que abordaron: “el momento del país, un peronismo moderno y competitivo, cómo recuperar la iniciativa política […]

El ex gobernador viajó a Buenos Aires. Coincidieron “en que el peronismo tiene asuntos sustanciales que hacen a su supervivencia como organización política nacional”.

urribarri

Sergio Urribarri estuvo con Julián Domínguez. Lo informó él mismo. Fue este lunes. Los temas que abordaron: “el momento del país, un peronismo moderno y competitivo, cómo recuperar la iniciativa política desde un partido más organizado y cómo ser parte del futuro de la Argentina fueron temas de la charla”.

El presidente de la Cámara de Diputados mantiene el perfil bajo. Sólo salió a hablar con la prensa- en el programa de Antonio Tardelli y en una entrevista en el diario Uno- para referirse a causas judiciales que lo tienen como principal sospechoso.

“Coincidimos en que el peronismo tiene asuntos sustanciales que hacen a su supervivencia como organización política nacional que deben priorizarse por sobre la coyuntura, las aspiraciones y el devenir de los dirigentes; y en que debe haber un punto de partida próximo en el tiempo para alcanzar ese propósito”, contó Urribarri tras el encuentro con el bonaerense en su perfil de Facebook.

El ex gobernador – según supo Página Política – recorre la provincia y viaja a Buenos Aires, donde mantiene encuentros políticos. Hoy ostenta el cargo de secretario general del Consejo Nacional del PJ.

Su lugar en la estructura partidaria no le impide mantener diálogo con Sergio Massa.

En el cónclave se abordó “la muy riesgosa tendencia mundial de reemplazar estructuras políticas con ‘personajes’” y que “es algo que hay que contrarrestar con mucha inteligencia desde los partidos para no convertirse en cáscaras vacías y en estructuras en alquiler”.